Jueves Santo. Volviste a derramar esperanza sobre tu pueblo Madre de la Soledad.

Escrito el 14/04/2022 - Vera Cruz Alhaurín

De sobra es conocido por todos que hay tres jueves en el año que relucen más que el sol, este es uno de ellos y amaneció un día maravilloso.

Sin distraernos con amenazas meteorológicas puesto que todos sentíamos que tras tres años sin disfrutar de nuestra Señora en la calle, este 2022 nos regalaría momentos inolvidables. Así, amanecía el Jueves Santo, con una luz radiante que invitaba a encontrarnos en nuestra casa, en la ermita del Convento.

Con la hora del ángelus, se iniciaba el encendido de velas del trono de María Santísima de la Soledad, un emotivo momento llevado a cabo por la vocalía de tronos y que sirvió de pistoletazo de salida para que, alhaurinos y foráneos, se sucedieran en nuestra Ermita centenaria para disfrutar de ver de muy cerca a nuestros titulares.



El entorno de calle Convento, alrededor de la Casa Hermandad, Salón de tronos y plaza, no paró de ser un hervidero de cofrades, entusiasmados, nerviosos, con gesto alegre y emocionado, que, sin cesar en sus trabajos dejándolo todo a punto, se miraban, sonreían y asentían: ha llegado el momento, es hoy, sí, volvemos a las calles.

Pero en la Santa Vera+Cruz no entendemos salir a la calle sin hacerlo con el corazón lleno de fe, recientemente preparado y comprendiendo cada palabra, extendiendo el mensaje de nuestro Señor. Por ello, tras participar de los oficios en la parroquia de Ntra. Sra. De la Encarnación, llegaba el turno de la veneración mariana a nuestra Madre de la Soledad, en la intimidad de nuestra Ermita, como acto preparatorio previo a la salida procesional.

En este culto sencillo pero cargado de significado, intervino la prestigiosa soprano Andrea Palomo Alcántara y en él se intercalaron diferentes reflexiones a los siete dolores de la Virgen María de mano de representantes de cada sección del cortejo procesional: nazarenos, representantes del grupo de actores de la pasión, hombres de trono, mantillas, bandas… nuestras bandas, entre ellas, el Colegio de Guardias Jóvenes de Valdemoro a los que tanto cariño y respeto tenemos todos los hermanos de arriba. Destacando las sentidas palabras que se pronunciaron en el séptimo dolor por parte del Vocal de Bandas, Francisco M. García: Acompañar a la Virgen de la Soledad en la tarde del Jueves Santo es para nosotros un inmenso privilegio, así lo vivimos los que lo hacemos, todas las personas que de una forma u otra se han visto representadas en este acto. Pero este privilegio no lo es solo para los que vivimos el día a día de la Cofradía aquí cerca, también lo es para este grupo de jóvenes que cada año quieren estar cerca de nuestra madre de la Soledad. Ellos, los guardias jóvenes del colegio Duque de Ahumada de Valdemoro, vienen a pedirte madre mía, que estés presente en tantos momentos de dolor y sacrifico que les tocará vivir en el camino que emprenden, porque ellos, al igual que lo hiciste Tú, han dicho que Sí. Sí al servicio a los demás. Sí, a la entrega. Sí, a arriesgar sus vidas por la de otros. Sí a anteponer el bien común al suyo propio.

El 22 de Abril de 2017, nuestra Cofradía tuvo a bien concederle el título de Hermano Mayor honorario a la Guardia Civil, nombramiento que es ratificado por su Dirección General en el mismo año de su concesión, siendo este hecho para nosotros un gran motivo de orgullo y satisfacción. Este Jueves Santo y a los pies de María Santísima de la Soledad y minutos antes del momento del año más esperado por todos los que la veneran, tuvimos el inmenso honor de contar con la presencia del Excelentísimo Señor Teniente General Director adjunto de la Guardia Civil, D. Pablo Salas Moreno, para agradecer este nombramiento y corroborar los lazos de unión entre ambas instituciones. Un momento histórico y en el que estuvo presente la Exma. Alcaldesa de nuestra localidad.



Pasados unos minutos de la hora establecida, el cortejo procesional por excelencia del Jueves Santo alhaurino avanzaba por la calle que fue cobijo de franciscanos, llevando consigo nuestros valores: seriedad, serenidad, fraternidad, elegancia, fervor, esperanza… llevando el verde por bandera, inundado nuestro pueblo de una alegría tan única que solo la Vera+Cruz sabe transmitir, de una belleza tan inmensa que todos saben valorar.

Se sucedían uno a uno las diferentes secciones de nazarenos, a pocos pasos de la Cruz Guía, la banda de la Santa Vera+Cruz, magistral. Tras ellos numerosas novedades que no hemos podido ver procesionar desde el año 2018 destacando el nuevo estandarte Sancta Vera-Crux, con talla de nuestro Señor del Convento, que abría paso, tras Cristo cautivo, a los jóvenes de la Guardia Civil.

Destacaba también las hermosas ropas de los romanos, que no pudieron estrenarse en la semana Santa de 2020 tras su bendición así como el nuevo estandarte Guión que lucía radiante y renovado.

En este año, hemos sido aún más privilegiados, ya que precediendo al guión de nuestra Cofradía, en uno de los mejores sitios de nuestra procesión, acompañaban a María Santísima de la Soledad con un intachable saber estar y un profundo respeto, altos mandatarios de la Guardia Civil:

- Excelentísimo Señor Teniente General Director Adjunto Operativo de la Guardia Civil Don Pablo Salas Moreno.

- Ilustrísimos Señores Coroneles de la comandancia de Málaga y del Colegio de Guardias Jovenes Duque de Ahumada Don Roberto Blanes y Don Rafael Morales Morales, respectivamente.

- Señor Teniente Coronel de Protocolo de la Guardia Civil Don Sergio Muñoz Climent.

- Sr. Capitán Jefe de la Compañía de la Guardia Civil de Coín D. Bernabé Moya Ortiz.

- Sr. Teniente Comandante de Puesto de la Guardia Civil de Alhaurín el Grande D. Pedro Llorens Sellés.

- Señor Teniente del Colegio de Guardias Jóvenes Don David Galán Pineda.

- Señor Teniente del Colegio de Guardias Jóvenes Don José Luis Palomares Palomares

- Señor Brigada del Colegio de Guardias Jóvenes Don Miguel Ángel Martínez Palomares

- Sr. Cabo Mayor de la Guardia Civil de Málaga D. Miguel Antonio Jiménez Navas

- Sr. Teniente Coronel médico de la Armada española D. Francisco Tortosa Burgos.

El Jueves Santo es el día del amor fraterno y contemplar tan maravilloso cortejo y saber apreciar el trabajo, el esfuerzo, la devoción y el amor que hay detrás, es sentir inevitablemente un profundo afecto por todos los que forman esta corporación y por el mensaje que llevan con ello.

Llegaba el momento más esperado, con los sones de La Pepa, contemplada con los ojos brillantes de todo el que ocupaba un lugar en una repleta Calle Convento, salía la Reina del Jueves Santo, nuestra Madre de la Soledad, ya estaba en la calle y no quedaba más que darle gracias.

Gracias porque salió ella y se hizo la luz, gracias porque en cada rincón su brillo nos cautivó, gracias porque nos hizo sentir privilegiados una vez más, gracias porque si su hijo nos quiso hasta el final, nosotros a ella jamás la dejaremos de acompañar.

Calle Cruz, Real o cuatro esquinas, la serenidad y el semblante resignado y humilde del Señor cautivo avanzaba, dejando sones a lo lejos de nuestra banda que mecían un imponente trono con un exorno floral de un gusto exquisito.

Pasaba María Santísima de la Soledad y a nadie dejaba indiferente a su paso, parecía que era ella misma la que dulcemente se movía al escuchar 75 años de Soledad, que era ella misma la que nos susurraba esa dulce melodía de flautín en De Piel Morena.

Fueron muchos los momentos madre, muchos los sentimientos, gracias por cada uno de ellos, no tardes en volver a derramar esperanza, en revosarnos el alma del color de la vida, del verde de la esperanza. Sabíamos que volveríamos y lo hemos hecho a tu lado. Viva María Santísima de la Soledad. Viva la Santa Vera+Cruz.